Poemas y Relatos. Portal de Literatura.



Alfred Nobel


Antonio Gades
(Una de las grandes figuras del baile español)



Antonio Gades, una de las más grandes figuras del baile español de todos los tiempos nos deja, víctima de un cáncer, a los 67 años de edad.

Desde hace tres años el bailarín y coreógrafo venía luchando contra una enfermedad ante la que se negaba a rendirse. Pero al final esta pudo más y se ha llevado a este artista y personaje controvertido donde los haya, que no dudaba en afirmar que 'la única pena de morir no es no poder bailar, es no poder volver a navegar'.

Con estas palabras Gades confirma que lo que siempre aseguró: que nunca le movió la vocación por la danza, sino el hambre. Pese a ello, este hombre de teatro, que se consideraba a sí mismo "un trabajador, no un artista ni maestro", se convirtió en todo un icono de la danza española, gracias a esa combinación de su talento natural para el flamenco y su formación de ballet clásico.

A los 11 años, y de la mano de la bailaora Pilar López, comenzó Antonio Esteve Ródenas -su verdadero nombre- su ascenso hacia los anales de la historia del baile, y con 16 era ya una figura indiscutible. A principios de los 60 se estrenó también como coreógrafo, con piezas como El bolero y Carmen. Milán, Londres, París y Nueva York se rindieron a sus pies en una época en la que también debutó como actor de cine y fundó su propio ballet, con el que recibió el Premio Nacional de Teatro en 1970.

El amor brujo y Bodas de sangre, dos de sus máximas creaciones, pasearon por medio mundo hasta 1975, cuando disuelve su compañía y anuncia su retirada, centrándose en el cine y haciéndose cargo, de 1978 al 80, de la dirección del Ballet Nacional de España.

Su último espectáculo fue Fuenteovejuna, avalado con multitud de premios que dejaban patente una vez más el perfeccionismo y el talento que gobernaban la vida de este navegante apasionado y comunista convencido. A partir de ahora, la fundación que lleva su nombre velará por su legado artístico y apoyará la difusión de la danza española y el flamenco. Una de las últimas voluntades de este bailarín inolvidable.

Texto : Alicia Ballesteros